¿Cicatrices para pagar sus compras? Es posible en esta tienda australiana

Pain

¿Cicatrices para pagar sus compras? Es posible en esta tienda australiana

En los tiempos digitales que corren hasta los métodos de pago pueden llegar a cambiar reemplazando al dinero, comopor ejemplo los tuits, las fotos y las sonrisas. Y las innovaciones son constantes además, como es el caso de la tienda australiana especializada en surf y skate Ozmosis, que acepta como nuevo y controvertido método de pago las cicatrices.

Los clientes que acudan a alguno de los 55 puntos de venta que Ozmosis tiene repartidos en todo el país y muestren al personal alguna cicatriz, rasguño o magulladura podrán beneficiarse de suculentos descuentos a la hora de pagar sus compras. Además, quienes compartan fotos de sus heridas en las redes sociales con el hashtag #PayWithPain también accederán a la promoción, pudiendo ahorrar hasta 20 dólares en sus compras tanto offline como online.

La campaña, cuyo plan de medios tiene en la mira a los medios especializados en surf y skate y también a los centros comerciales y los parques de skate, viene colgada del brazo de un programa de influencer marketing y de una alianza con la plataforma de contenidos Stab.

Esta acción publicitaria es el primer trabajo de Ugly, un agencia abierta recientemente en Sídney por Hazelle Klønhammer, la que fuera CEO de Anomaly Ámsterdam; Gary McCreadie, director creativo ejecutivo de Whybin TBWA, y Ross Berthinussen, director de estrategia de M&C Saatchi Sídney.

Para conectar con los clientes de Ozmosis teníamos que ser reales. Muy reales. No puedes hablarles utilizando el lenguaje de la publicidad y esperar de ellos que hagan cualquier cosa. Las cosas no funcionan así. Tienes que respetar las cosas que ellos respetan y comprender que sus vidas no son utópicos cuentos de hadas al volante de furgonetas Volkswagen Combi, con la música de Jack Jackson como telón de fondo y en medio de un atardecer perpetuamente dorado“, explica McCreadie.

Para evitar malentendidos, Ozmosis advierte en su campaña que su objetivo no es que la gente incurra deliberadamente en heridas en su afán por echar el lazo a los descuentos que estas prometen.